Publicidad

Probablemente muchos de vosotros no sepáis que el biketrial, denominación actual del trialsín -que viene de trial sin motor-, es una disciplina nacida entre las localidades barcelonesas de Sabadell y Sant Feliu de Codines a mediados de la década de los 70 de la mano de Pere Pi, padre del legendario piloto Ot Pi (considerado por su trayectoria y palmarés, el mejor corredor de la historia del biketrial) y único piloto que ha conseguido ser campeón de España en tres especialidades diferentes: motocross (6 campeonatos), trial (uno, el primero que se disputó) y velocidad (otro más).  

La historia de esta modalidad de ciclismo que combina habilidad, riesgo y emoción, está estrechamente ligada al crecimiento y desarrollo de Bicicletas Monty, marca fundada en el año 1983 por este visionario y antiguo piloto -e ingeniero- de Montesa, casa en la que trabajó durante 25 años y que le vio coronarse campeón en las tres disciplinas ya referidas. Todo comenzó cuando Pere quiso comprarle a su hijo Ot una bicicleta para que pudiera ir por la montaña y descubrió que ese tipo de bicicleta no existía en el mercado. Fue entonces cuando a Pere, apoyado en la experiencia y los conocimientos técnicos que le habían reportado sus años de dedicación al diseño de motocicletas, se le ocurrió adaptar una bicicleta estándar para la práctica del trial. El biketrial acababa de nacer.

Las bicicletas de biketrial son muy distintas a las demás en el aspecto técnico. Estas son las diferencias más significativas:

  • Frecuentemente se fabrican sin diseñar el hueco o lugar que correspondería al sillín, ya que por el tipo de conducción y de competición, el piloto no necesita sentarse, lo que permite que las bicicletas puedan ser más ligeras y cómodas para los movimientos que necesitan realizarse.
  • Las ruedas también tienen sus propias características, con mucha superficie (esta particularidad proporciona un mayor agarre y una menor presión).
  • Son de piñón fijo, lo que hace que los pedales estén siempre en movimiento cuando la bici está en marcha -esto permite que se pueda frenar haciendo una fuerza inversa-.
  • Los frenos han de ser muy potentes, pues es de vital importancia que la rueda no se mueva al desplazarse por superficies quebradas, abruptas o resbaladizas.
  • Los valores de la transmisión son más cortos que en la mayoría de las bicicletas, porque para que la bicicleta pueda moverse a las bajas velocidades típicas de los triales, es necesario dotar al vehículo de una gran potencia y aceleración.
Enviar por E-mail Permalink Comentarios (2) RSS comment feed
Compartir Enviar 'Los+or%c3%adgenes+del+biketrial' a Del.icio.us Enviar 'Los+or%c3%adgenes+del+biketrial' a digg Enviar 'Los+or%c3%adgenes+del+biketrial' a menéame Enviar 'Los+or%c3%adgenes+del+biketrial' a Technorati Enviar 'Los+or%c3%adgenes+del+biketrial' a Google Bookmarks Enviar 'Los+or%c3%adgenes+del+biketrial' a Live-MSN Enviar 'Los+or%c3%adgenes+del+biketrial' a Twitter

Puntuación

Comentarios

Pedro
# Pedro
jueves, 27 de octubre de 2011 16:46
Hola compañeros!! que casualidad, he empezado a practicar biketrial hace 2 semanas y justo hoy leo esto. No tenia ni idea de que este deporte lo habiamos inventado en España, es la leche! pensaba que lo habrian creado en Inglaterra o USA, como casi todos los deportes y disciplinas que existen

Hoy me subire a la bici con el regustillo de saber que esto nos pertenece!!! y encima somos los mejores del mundo... Alucinante!!!
Travis
# Travis
viernes, 28 de octubre de 2011 9:47
¡¡¡Muy buenas, camaradas amantes de las dos ruedas!!! Me ha encantado este artículo, porque a mi también me ha descubierto datos que no conocía. Yo vengo practicando esta disciplina del biketrial desde hace unos 6 meses, más o menos, y debo reconocer que estoy encantado. Y remarco que, como te pasa a ti, amigo Pedro, es todo un orgullo para mí el hecho de que se haya inventado aquí en España. Es la creación patria que más me gusta después de la tortilla de patatas, jeje.

Ahora lo que hace falta es que gracias a artículos y webs como estos, haya cada vez más gente que se aficione al biketrial. Os aseguro a los que leáis esto, que es un deporte que merece la pena y que si eres un auténtico amante del mundo de las dos ruedas, quedarás fascinado por esta modalidad. Garantizado.

Enviar comentario

Nombre (obligatorio)

Email (obligatorio)

Sitio Web

Imagen CAPTCHA
Escriba el código mostrado más arriba: